Apoyando a la Bruja Tradicional Europea


 
ÍndicePortalCalendarioFAQRegistrarseConectarse

Comparte | 
 

 SUSUN WEED

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
AutorMensaje
El Consejo
Admin


Mensajes : 120
Fecha de inscripción : 21/12/2009

MensajeTema: SUSUN WEED    Mar Feb 08, 2011 12:44 pm

Cumpleaños de Susun Weed, propietaria de Wise Woman Publishing.



Más datos: http://www.wisewomanpublishing.com
http://www.susunweed.com/




www.susunweed.com


Aventuras herbarias en Provenza. Susun Weed.

La granilla (Phytolacca americana)

(Herbal adventures in Provence- Poke (Phytolacca americana))
S. Weed © 2002



Como recordaréis, iba sobre un caballo, cabalgando por Provenza, cantándole al brezo escocés, inhalando lavanda, romero y tomillo, bebiendo té de flores de saúco o de flores de tilo, tomando tintura de hierba de San Juan, untándome aceite de hierba de san Juan, y llevo mi raíz de Osha en caso de emergencia. ¿Qué más llevo en mi botiquín? Con la abundancia de hierbas que tengo a mi alrededor, qué más traje a Francia? ¿Qué más hierbas llevo conmigo cuando me marcho de casa?

De las hierbas de mi botiquín, la osha es la que más raramente uso. Pero la granilla es la más peligrosa, y la consuelda la más controvertida.

Las granillas son grandes y vistosas plantas perennes. Al vivir año tras año, acumulan una enorme raíz en forma de torno. En el Sur de Virginia vi una vez una vieja planta de granilla cuya raíz medía más de dos pies. Los llamativos tallos fucsia, sus hojas grandes y suaves por todos los lados (y por los bordes), y racimos de bayas casi negras a la altura de los ojos, la hacen una planta fácil de reconocer y recordar. Todas las partes de la granilla son utilizables: algunas como medicina y otras como comida.

Sí, aunque la granilla se considera una potente hierba venenosa, la gente se la come. Las hojas, que se cuecen en varios cambios de agua, son una especialidad verde de la línea Maxon-Dixon, que vende la sallet (o sallat) de granilla en lata. Para hacer tu propia sallet: reúne hojas verdes tiernas en lo más temprano de la estación (de finales de abril a mitad de mayo en las Catskills, en febrero en Georgia). Vierte agua hirviendo sobre las hojas y cuécelas un minute. Deshecha el agua. Añade más agua hirviendo y vuelve a cocer las hojas un minuto. Deshecha el agua. Haz esto dos veces más antes de comerte las hojas. Si no te deshaces de los componentes venenosos –o cometes la tontería de comerte las hojas crudas- sentirás que te arde la boca, puedes vomitar y, sin duda tendrás abundante diarrea.

El magenta es el color de las bayas machacadas. Es bueno como pintura corporal, y estupendo como tinta (el amoniaco es el fijador, con cuidado). Las pequeñas semillas de las bayas son muy venenosas. Por suerte para nosotros, son demasiado duras para que las podamos romper con los dientes. Yo he tomado mermelada de granilla (que no tiene que envidiarle nada a la de moras, también con pepitas) y gelatina de granilla (sin pepitas) y pastel de bayas de granilla (con pepitas). Como a los niños les atraen las plantas de granilla y como las bayas les dejan las bocas manchadas y a los padres les da miedo que sus hijos coman nada silvestre, y como el personal medico no sabe nada de la granilla, excepto que es venenosa, a muchos niños les purgan el estómago (sin motivo, ya que no pueden romper las semillas) tras descubrir que han comido bayas de granilla.
Yo guardo a mano un suministro de bayas de granilla. Una o dos bayas enteras tragadas con agua, como si tomaras una pastilla, alivian el dolor del reumatismo y la artritis. Siempre les aconsejo a mis estudiantes que experimenten con la granilla en la seguridad de sus casas primero. Lo que es venenoso en grandes dosis puede ser psicoactivo en dosis pequeñas, y este es el caso de la granilla. Puedes de repente ver el mundo un poco diferente después de comer bayas de granilla…no llegar a alucinar, pero sí a alterarte. Yo arranco y seco bayas de granilla frescas cada año, pues se infectan fácilmente con larvas de insectos y, por eso, no se pueden guardar por mucho tiempo.
Pero la parte de la granilla que llevo conmigo en mi botiquín es la raíz, la tintura de la raíz fresca, para ser exactos. Ahí es donde están más concentrados los venenos. No es necesario decir que hace falta gran cuidado en el uso de este remedio. Yo sólo excavo una raíz por década o así, ya que el uso que hago de ella es minúsculo. Elijo una raíz que tenga por lo menos 3 años (el estándar para una raíz perenne), le quito la tierra, la parto menudo, y la tinto durante seis semanas en vodka 50% (no, el de 40% no funciona). Y, sí, la raíz debe ser fresca, ya que al secarse pierde las propiedades)



Tomo una gota --Sí, sólo una gota—una o dos veces al día para empujar al máximo mi sistema inmunológico. La raíz de granilla tiene compuestos que pueden dañar los riñones si se toman continuamente. Yo la reservo para las emergencias y no la considero de especial ayuda para el sistema inmunológico. Su nombre inglés, poke, significa pinchar. La granilla pincha o pica el sistema inmunológico y acelera el flujo linfático. He visto una sola gota revertir infecciones crónicas de años que se habían hecho cada vez más resistentes a las drogas.

Por supuesto, la raíz de tintura granilla la usan los pacientes de cáncer. A veces con resultados sorprendentes. (Ver mi libro Breast Cancer? Breast Health! The Wise Woman Way para más información sobre el uso de la granilla para combatir el cáncer).

Mi amiga, Isla Burgess, directora del Centro Waikato de estudios de Hierbas, considera la granilla una poderosa aliada para las mujeres con fibroides y endometriosis. Ella misma la usó con resultados excelentes. Usaba una dosis mayor, pero tras aumentarla poco a poco, como yo aconsejo a los que bailan con cáncer. En situaciones extremas, un individuo puede llegar a usar dosis de 15 gotas al día. Sé de casos en que se usaron 30 gotas al día, pero esto generalmente causas efectos no deseados.

Yo llevo la granilla como seguro- por la remota posibilidad de que en mis viajes me exponga a un insecto potencialmente venenoso. Si hubiera estado en Pekín cuando ocurrió la epidemia de SARS, la hubiera tomado. No la tomaría como preventivo general, pues es demasiado fuerte. Sólo si supiera que estoy expuesta al patógeno la tomaría (una gota dos veces al día: si notara síntomas, aumentaría a cuatro o más veces al día, según viera razonable). Es una tranquilidad saber que un simple remedio casero de una hierba silvestre de jardín puede darle a mi sistema inmunológico el empujón que necesita para enfrentarse a un peligro. Un botiquín de hierbas puede parecer insignificante ante los grandes peligros de la nación y del mundo, pero es un paso hacia la independencia en la salud y –yo pienso- un paso hacia la paz. En vez de hacerles la guerra a las hierbas silvestres como la granilla, yo las amo. En vez de hacerle la guerra a la naturaleza, la tomo como guía. En vez de hacerme la guerra a mí misma cuando sufro una herida o enfermedad, un problema o un dolor, me alimento para estar más sana. Verdes bendiciones nos rodean, alzando nuestros corazones y dándonos alegría incluso en los tiempos difíciles e inciertos.

Que la mujer verde danzante te llene de paz.



Traducción de Carmen Valenzuela-Cervantes
* Contact Carmen: carmenvalenz@hotmail.com
Volver arriba Ir abajo
http://consejodebrujas.forosactivos.net
 
SUSUN WEED
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 1.

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Apoyando a la Bruja Tradicional Europea :: El Consejo de Brujas :: Calendario-
Cambiar a: