Apoyando a la Bruja Tradicional Europea


 
ÍndicePortalCalendarioFAQRegistrarseConectarse

Comparte | 
 

 WICCA: MES ARBOREO

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
AutorMensaje
El Consejo
Admin


Mensajes : 120
Fecha de inscripción : 21/12/2009

MensajeTema: WICCA: MES ARBOREO    Jue Feb 17, 2011 3:25 pm

Según el calendario wiccano, finaliza el mes arbóreo del serbal.




El Serbal: visto por los celtas.

El serbal es nuestro árbol mágico, llamado desde antiguo Luis, que en el calendario Natural, se establece en el segundo mes lunar y se corresponde con la segunda consonante del alfabeto Ogham, la L. Nos rige un período comprendido entre el 21 de enero y el 17 de febrero, del actual calendario gregoriano o común occidental. Nuestros más ancestrales guías; Los druidas de antaño, nos legaron como herencia el concepto y la visión que ellos tenían de este místico ente arbóreo. Desgraciadamente una percepción muy diferente de la que impera hoy en nuestras sociedades tan técnicamente evolucionadas pero tan involucionadas espiritualmente, donde todo parece medirse y valorarse por el beneficio material que reportan y por la estimación monetaria a la que puede traducirse.

Para nosotros, los seguidores de la espiritualidad celta, un serbal, es más, la esencia de la Vida, pues está entre la materia y el espíritu, entre la Divinidad y la Humanidad. Nuestro árbol, no es un trozo de madera con hojas donde podemos obtener sorbitol o buena mermelada. Nuestro serbal, es el agua que fluye por sus venas, es el fuego que encierra su esencia, es la Tierra en la que se sumerge, es el aire al que se dirige y del que respira. Nuestro serbal vive y mora en el corazón celta, alimentando también nuestro espíritu. Nuestros druidas sabían todo esto y nos lo legaron a través de sus Artes, cuentos y leyendas. Lo mencionaban constantemente alrededor de la llama de una hoguera, donde seguramente ardía alguna rama que el serbal les había regalado. Y es que el Serbal transforma la relación de fuerzas de cualquier lugar donde arraiga, de una manera que ese sitio puede convertirse en un santuario por el influjo que ejerce conforme va creciendo. Esta bendición se expande conforme su aura crece y su influencia mágica puede sentirse a metros de donde se halla arraigado.

En su presencia sus revelaciones pueden conducirnos a su interior, a su esencia y ese lugar profundo donde brota su vida, su luz y su paz. El fresno silvestre o serbal, también denominado fresno de la montaña, es un ente místico y mágico. Cuenta una leyenda celta que el Serbal sagrado está custodiado por un enorme dragón verde que es un símbolo para los celtas, de la época del año en que Giamos reina sobre Samos. En esa época en que las apiladas bayas rojas del serbal, dan un tono de matiz encendido a los parajes nebulosos y grisáceos de esta mitad del año. Y cuando en las noches de luna llena, los plateados rayos de la Diosa se entrelazan con los ígneos frutos simbolizando el proceso de germinación que preside Brigith, en su aspecto de fertilizadora de la Tierra fría.

Otras leyendas cuentan que recibía el nombre de Arbol de los Susurros, puesto que cobija secretos que revela a aquel que se acerque a su esencia y abra su mente para recibir arcanos secretos como enseñanzas. Es también la Dama de las Montañas, en las silvestres tierras escocesas, donde los tres clanes de las Tierras Altas, tenían el dibujo de sus ramas como emblema de los clanes de Menzies, Malcolm y Maclachlan. Esas ramas emblemáticas que son las mismas que utilizaban nuestros druidas para protegerse de malignos hechizos, para alejar a espíritus negativos y discordantes o incluso para invocar a otros espíritus más armónicos que pudieran contestar a complicadas cuestiones o que llevaran a la resolución de futuros demasiado inciertos. También utilizaban bandas y tiras de este árbol para controlar a animales que habían caído bajo cualquier hechizo. Varitas de serbal se colocaban en los difuntos cuando los cielos se llenaban de pésimos augurios y las tormentas amenazaban con desencadenarse, con dicho ritual, los celtas pretendían inmovilizar a los espíritus de los fallecidos. Su fe en este árbol, los llevaba incluso, antes de las terribles batallas, contra invasores especialmente, a encender una hoguera con madera de este árbol, para atraer a los habitantes del Otro Mundo, para que se presentaran en la batalla contra los invasores.

Pero siempre y en cualquier época del ciclo anual, las ramas del serbal se utilizaban para combatir las fuerzas negativas. De sus bayas se obtenía una tintura con la que se elaboraba un tinte negruzco con el cual los druidas pintaban sus vestiduras para celebrar algunos rituales concretos, tales como eclipses y fases de la luna menguante. Algunos druidas en su lucha contra los invasores romanos se vestían con este tipo de túnicas cuando en los rituales secretos invocaban a las Fuerzas Oscuras para que les ayudaran contra el enemigo. La magia poderosa que se asocia con este árbol es fuerte, pura y luminosa. Es un símbolo de visión, de esas que se producen repentinamente, como la luz del rayo. Es Brigith, una vez más, la que representa el carácter del serbal, simbolizando el primer destello de la Luz Espiritual procedente de las fuerzas exteriores. Es este árbol la delicia del ojo, tal como Morann MacMain’s lo cita en el "Book of Ballymote", con este nombre poético, que proviene de Luisiu, que significa: Llama.


El Serbal y yo: Poesía de un bardo

En una oscura noche, te hallé sin buscarte
Sabía que mi espíritu no estaba preparado
pues mi corazón insensible y desterrado no creía en leyendas, ni antiguas artes
Reprimí unos intensos deseos de hablarte
Que locura pensé, ¡hablarle a un serbal!
hollaba mis pasos, hacia ninguna parte
quizás buscando alguna ilusoria señal

Quería que acogieras mi aliento apagado
Mi humana alma perdida y vencida
saturada de ruidos y de la urbana vida de las prisas y de los aires viciados.
Y aunque errante por tu fantástico mundo
un fugaz pensamiento me dio esperanza
Se detuvieron mis pasos de vagabundo
en el claro donde el viento siempre te alcanza.

Dejaste caer una simple hoja en mi mano
Mientras tus ramas acariciaron mis fisuras
Tu savia fluía, brotaba, lloraba tu figura porque te percibía un olvidado hermano
Bien hallado, bienvenido, me dijiste
Mi alma se sobresaltó en aquel instante
¡No temas hermano! Me advertiste pero lloré como nunca lo hice antes
No habrá mayor tesoro de tu esencia renacida que la de reponerte en mi bosque, compañero.

Abrazar la ilusión de antaño,
hoy perdida de ver en mi compañía, al último lucero
Cíñete a mi talle, toca mis ramas siente mi sabor
que aún cuando te halles lejano y de mi ausente siempre revivirá tu espíritu,
esta huella creciente que te regalo como símbolo de mi eterno amor.
Siempre te esperaré, aunque no vengas
pues tu ciclo es mi vivificadora fuente que nutrirá mis raíces
cuando tengas que volver a las entrañas de la Tierra Regente

Y esa fue mi experiencia con el serbal protector aunque me sentí como un zorro ante el sabueso que no supo esconderse en el bosque espeso y fue atrapado con un ardid cautivador.


Fuente: Iolair Faol
Volver arriba Ir abajo
http://consejodebrujas.forosactivos.net
 
WICCA: MES ARBOREO
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» Wicca y sus festividades
» Mas información sobre la wicca y respuestas a las preguntas mas frecuentes.
» TRADICIÓN WICCA
» La magia wicca
» Mitos Y Leyendas: Wicca, Brujas Y Brujeria

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Apoyando a la Bruja Tradicional Europea :: El Consejo de Brujas :: Calendario-
Cambiar a: